8/4/08



DE PROFUNDIS… Mi generación

no saboreó apenas la miel. Y ahora

sólo el viento ulula a lo lejos, sólo

la memoria canta por los muertos.

Inconclusa quedó nuestra labor,

nuestras horas fueron horas contadas,

de la intuida división de las aguas,

de la cima de las altas cumbres,

del florecimiento y esplendor,

sólo nos separaba un leve suspiro…

Dos guerras, generación mía,

iluminaron tu camino terrible.

Tashkent, 23 de marzo de 1944

Anna Ajmátova


(En: Anna Ajmátova y Marina Tsvetáieva: El canto y la ceniza. Antología poética. Selección y traducción de Monika Zgustova y Olvido García Valdés. Círculo de Lectores. Barcelona. 2005)

No hay comentarios :